jueves, 24 de noviembre de 2016

SERMÓN: EL DINERO Y LA MISERICORDIA (BOSQUEJO Y AUDIO)

VÍDEO


BOSQUEJO
Resultado de imagen para "DEUTERONOMIO 14"

Tema: Deuteronomio
Título: La misericordia y el dinero.
Texto: Deuteronomio 14:22- 29 – 15: 1 – 11.
Autor: Pastor Edwin Guillermo Núñez Ruiz. 


Introducción:

A. Este pasaje que estudiaremos hoy nos va a hablar de le preminencia que valores como la solidaridad, la el altruismo y la misericordia tiene sobre el dinero.

B. Este texto nos enseñara tres cosas con referencia a esto:

I. LAS DEUDAS (Ver 15: 1 – 5).

A. Existía en Israel el año sabático en el cual se dejaba descansar la tierra por 7 años y paralelo a este el año de la remisión un tiempo durante el cual según la ley se debían perdonar las deudas a los compatriotas israelitas de raza y aun a los extranjeros que se habían acogido a ellos.

B. La razón de este mandato era según el versículo 4 combatir la pobreza extrema. Este era el ideal, en el próximo punto veremos la realidad

C. Una manera de manifestar misericordia y solidaridad con nuestro dinero está en el hecho de saber perdonar deudas a aquellas personas que sabemos no pueden pagarnos.

II. LOS PRESTAMOS (Ver 15: 7 – 11).

A. Otra manifestación de misericordia con el dinero tenía que ver con no negar préstamos económicos a los compatriotas pobres. En el versículo anterior vemos que el ideal era una sociedad tan solidaria que no existieran los pobres; sin embargo, la realidad era otra muy diferente dada la dureza del corazón los pobres como dice este texto y como lo dijo Jesús siempre existirían (Mateo 26:11)

El israelita que podía prestar no debía contemplarla ley anterior para cerrar contra un compatriota necesitado su corazón. Aun antes no debería ser mezquino y entonces Dios le bendeciría con abundancia en su economía.

B. Leer este texto nos hace pensar en algunos pasajes Bíblicos que nos instan a la misericordia:

1. 1 Juan 3: 16 – 18: Tenemos aquí un texto muy parecido a los versículos 7 y 11 donde se nos enseña a amar de hecho y con nuestros bienes.

2. Santiago 2: 15 – 16: Muy similar al anterior.

2. Proverbios 11: 24  25; 22:9: Estos textos nos enseñan al igual que el versículo 10 donde se le promete prosperidad a la persona que sea generosa con los necesitados.

III. EL DIEZMO (Ver 14: 22 – 29).

A. El diezmo correspondía según se cree a la décima parte de las cosechas o de los animales. En este texto se nos habla de dos tipos de diezmos:
1. Anual: Con propósito religioso (enseñaba a adorar a Dios) -cultural, se llevaba al templo y podía ser comido por el ofrendante y su familia.

2. Trianual: Con propósito humano-social (su propósito era saciar el hambre), se llevaba no al templo sino a las ciudades.

No parece claro si al tercer año solo debía darse este diezmo o si por el contrario se debían dar ambos.

Algunos estudiosos Bíblicos creen que estos eran otro tipo de diezmos diferentes al mandado en  Lev 27:30 y a Num 18:20, dadas las diferencias: los descritos en estos versos eran exclusivos, estos no. Los descritos aquí eran de todo el fruto de la tierra y de los animales estos del trigo, el vino y el aceite y de los primogénitos de los animales.

De ser así tenemos hasta este punto de nuestro estudio hasta tres tipos de diezmos diferentes que debían dar los Israelitas.

B. Hallamos aquí dos principios importantes para nosotros hoy:

1. Nuestras ofrendas son también actos de adoración a Dios.  Lo primero que hacemos con nuestro dinero revela lo que más valoramos. Darle inmediatamente a Dios la primera parte de nuestra paga centra nuestra atención en El. Además nos recuerda que todo lo que poseemos le pertenece a Él. 

Valga la aclaración: Los diezmos del A.T. no son para la iglesia hoy, hoy se usa la ofrenda. Sin embargo, existe una ofrenda a la que llamamos diezmo pero este claro no es el mismo diezmo del que hablamos aquí, ya usted se da cuenta que las características no son las mismas.

Entre los usos de esta ofrenda-diezmo que usted da a la iglesia está también la misericordia.

2. Reiteramos como ya dijimos que nuestros tesoros deben existir para servir a los necesitados, no solo perdonando deudas, no solo prestándoles, sino aun regalando.




CLICK EN PLAY PARA OÍR EL AUDIO DEL SERMÓN 
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...