domingo, 25 de noviembre de 2012

SERMÓN: ENSEÑANZAS SOBRE LA GENEROSIDAD II - mayordomia - diezmos - ofrenda (BOSQUEJO Y AUDIO)


Tema: La ofrenda
Título: Enseñanzas sobre la generosidad
Texto: 2 Corintios 8: 6 – 11
Autor: Pastot Edwin Guillermo Nuñez Ruiz

Introducción:

A. Continuamos hoy con nuestro tema sobre la generosidad, ya hemos hablando  de la relación que tiene la generosidad y la gracia, de cómo el ejemplo de otros nos puede motivar a dar y de la abundancia de nuestra ofrenda. Hoy vamos a ver otras enseñanzas importantes sobre la generosidad.

I   GENEROSIDAD Y OBLIGACIÓN (Ver 8 y 10)

A. Notemos como dos veces en este texto el apóstol Pablo insiste en que la ofrenda debe ser algo no obligatorio, no impuesto, no coaccionado, no manipulado:

1. “no lo digo como mandamiento” (Ver 8)
2. “y en esto doy mi opinión” (Ver 10)

En lugar de estola ofrenda desde nacer desde el amor: el amor por los necesitados, el amor por los indígenas, el amor por los necesitados, esa es la mejor motivación de un cristiano.

B. Nunca se deje manipular, ni coaccionar, ni intimidar a la hora dar ofrendar las mejores semillas que usted puede sembrar son las que le nacen de su propia voluntad.

II  GENEROSIDAD Y PERSISTENCIA (Ver  6 y 10, 11)

A. El  E.S. nos insta aquí a tener persistencia y seriedad en cuanto a esto también.

1. En un primer viaje Tito fue enviado por el Apostola resolver algunos problemas de la iglesia y a su vez el comenzó allí a recoger la ofrenda, Tito regresa a Pablo para darle u informe y es enviado de nuevo con la recomendación de que terminara lo que había comenzado (Ver 6)

2. La colecta se había parado un año, pero ahora el E.S. les insta a que aquello que quisieron y empezaron ahora lo terminen.

B. Muchas veces nosotros nos parecemos a esos hermanos:

1. Prometemos dar un dinero y no lo hacemos. 
2. Dando nada o solo una parte de lo propuesto
3. Teniendo el dinero posponemos su entrega.

III  GENEROSIDAD Y EJEMPLO (Ver 7 y 11)

A. Los corintos sobresalían en muchas cosas:

1. Fe, palabra, conocimiento, diligencia y en amor también deberían ser muy buenos en la generosidad. (Ver 7)

2. Para motivarlos a esto viene aquí un nuevo ejemplo esta vez ya no es proveniente de los hombres sino del mismo Dios. (Ver 11).

Este ejemplo es Jesús: el era rico, es decir, el era Dios, y renuncio no a ser Dios, pero si al uso de sus atributos como Dios, renuncio al esplendor de su gloria y se hizo pobre asumiendo la naturaleza humana, viviendo no como un rico, sino humilde y sencillamente y dejándose crucificar en la cruz del calvario (Fil 2: 5 – 11, ).

La pregunta ¿era Jesús rico? La respuesta es SI el era rico porque es Dios y desde este punto de vista es el dueño del universo, sin embargo, en su encarnación el vivió no la vida de un millonario, de un príncipe, sino la humildad y la sencillez (Lucas 9:58). Esto es un golpe para la teología de la prosperidad.

B. El punto del ejemplo es la capacidad de renuncia que tuvo Cristo por que los demás estuviera mejor. Esto es lo que se le pide al cristiano que el tenga gran capacidad de renuncia, de desprendimiento con el fin de que otros estén mejor.

Conclusiones:

ESCUCHE AQUÍ EL AUDIO DEL SERMÓN

CLICK PARA DESCARGAR AUDIO
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...